Gonzáles Prada y José Carlos Mariátegui para Quinto Grado de Secundaria

Aquí te compartiremos GRATIS la ficha de Gonzáles Prada y José Carlos Mariátegui para Quinto Grado de Secundaria o estudiantes de 16 años de edad. Este contenido corresponde al curso de FILOSOFÍA y lo podrás descargar gratuitamente en formato PDF.

Muestra del Material Educativo

Ahora observaras una pequeña muestra de la 1era PÁGINA de la ficha de Gonzáles Prada y José Carlos Mariátegui.

Ficha de Gonzáles Prada y José Carlos Mariátegui para Quinto Grado de SecundariaEsperamos que este material educativo de Gonzáles Prada y José Carlos Mariátegui sea de ayuda en la enseñanza y aprendizaje de este maravilloso curso de filosofía.

Descarga GRATIS este Material Educativo

Este material educativo de Gonzáles Prada y José Carlos Mariátegui lo podrás descargar completamente GRATIS, ahora te dejaremos los enlaces de descarga para que los puedas obtener.

Opción A – PDF | Opción B – PDF

¿Qué Contiene esta Ficha Educativa que te Ofrecemos GRATIS?

Esta ficha de Gonzáles Prada y José Carlos Mariátegui contiene conceptos teóricos muy importantes acerca de:

  • Gonzáles Prada y José Carlos Mariátegui
  • Actividades para desarrollar.

Ahora conceptualizaremos algunos de estos temas:

Manuel González Prada

Nació en Lima el 6 de enero de 1848. Declarada la guerra, en 1879, ingresa al ejército peruano como oficial de reserva, tomando parte en la batalla de Miraflores. Lima cae en poder del ejército chileno y González Prada se encierra en su hogar en señal de protesta.

Saldrá de él, luego de firmada la paz, para iniciar una campaña de renovación nacional que se prolongará hasta su muerte. Ella encuentra su primer cauce en el Círculo Literario, agrupación de escrito­res de la que González Prada llegó a ser presidente, y luego en el partido Unión Nacional, surgido del Círculo Literario.

De la Unión Nacional se separa en 1902, por considerar contraria a sus conviccio­nes la línea de acción política fijada por sus dirigen­tes. Desde entonces continúa solo su combate por la renovación del país, desplegando una intensa actividad de propagandista, animando periódicos, pronunciando conferencias, escribiendo siempre.

Antes –entre 1891 y 1898– había viajado por Fran­cia, Bélgica y España; allí ganó experiencia directa sobre los movimientos sociales e información sobre las doctrinas políticas que traducían la inquietud de la Europa finisecular.

En 1912 ocupa su primer y único cargo público, la Dirección de la Biblioteca Nacional, pero no vaci­la en abandonarlo dos años más tarde como pro­testa contra el golpe militar que derrocó al pre­sidente Billinghurst. Vuelto a nombrar en 1916, permanecerá al frente de la Biblioteca hasta el 22 de julio de 1918, día de su muerte.

Obras

En prosa

  • Pájinas libres
  • Horas de lucha
  • Anarquía
  • Nuevas páginas libres
  • Figuras y figurones
  • Propaganda y ataque
  • Prosa menuda
  • El tonel de Diógenes

En verso

  • Minúsculas
  • Presbiterianas
  • Exóticas
  • Trozos de vida
  • Baladas peruanas
  • Libertarias
  • Baladas
  • Adoración

González Prada: el primer instante lúcido

González Prada es, en nuestra literatura, el pre­cursor de la transición del periodo colonial al pe­riodo cosmopolita. Representa, de toda suerte, un instante –el primer instante lúcido– de la conciencia del Perú. Fede­rico More lo llama un precursor del Perú nuevo, del Perú integral.

Pero González Prada, a este res­pecto, ha sido más que un precursor. En la prosa de Pájinas libres, entre sentencias alambicadas y retóricas, se encuentra el germen del nuevo es­píritu nacional.

«No forman el verdadero Perú –dice González Prada en el célebre Discurso del Politeama de 1888– las agrupaciones de criollos y extranjeros que habitan la faja de tierra situada entre el Pacífico y los Andes; la nación está for­mada por las muchedumbres de indios disemina­dos en la banda oriental de la Cordillera».

Simultáneamente, denunció el colonialismo. En la Conferencia del Ateneo, después de constatar las consecuencias de la ñoña y senil imitación de la literatura española, propugnó abiertamente la rup­tura de este vínculo: «Dejemos las andaderas de la infancia y busquemos en otras literaturas nuevos elementos y nuevas impulsiones.

Al espíritu de na­ciones ultramontanas y monárquicas, prefiramos el espíritu libre y democrático del siglo. Volvamos los ojos a los autores castellanos, estudiemos sus obras maestras, enriquezcamos su armoniosa lengua; pero recordemos constantemente que la dependencia inte­lectual de España significaría para nosotros la definida prolongación de la niñez».

Todos constatan que no fue acción sino verbo. Pero no es esto lo que a González Prada define como literato más que como político. Es su verbo mismo. El verbo, puede ser programa, doctrina. Y ni en Pájinas libres ni en Horas de lucha encontra­mos una doctrina ni un programa propiamente dichos.

No concreta su pensamiento en propo­siciones ni en conceptos. Lo esboza en frases de gran vigor panfletario y retórico, pero de poco va­lor práctico y científico. «El Perú es una montaña coronada por un cementerio». «El Perú es un or­ganismo enfermo; donde se aplica el dedo, brota la pus».

Las frases, más recordadas de González Prada delatan al hombre de letras, no al hombre de Estado, son las de un acusador, no las de un realizador. Su cultura coincidía, como es lógico, con su temperamento. Era una cultura princi­palmente literaria y filosófica.

Nutrido del espíritu nacionalista y positivista de su tiempo, exaltó el valor de la ciencia. Mas esta actitud es peculiar de la literatura moderna de su época. La ciencia, la razón, el progreso, fueron los mitos del siglo diecinueve.

González Prada, que por la ruta del liberalismo y del enciclopedismo llegó a la uto­pía anarquista, adoptó fervorosamente estos mitos. Hasta en sus versos hallamos la expresión enfática de su racionalismo: «¡Guerra al menguado senti­miento! ¡Culto divino a la razón!».

José Carlos Mariátegui

El pensamiento de José Carlos Mariátegui, expresión positiva de la clase obrera peruana, se forjó y desarrolló en la lucha de clases y no al margen de ella.

Características de su pensamiento

Mariátegui era un marxis­ta convicto y confeso, es decir, tenía una posición de clase a favor de prole­tariado, estaba al lado de los explotados. El Amauta sentía en carne viva lo que sentían las masas explota­das de nuestro país; y lo que sentía lo tradujo en su cortísima vida, en acción concreta y palabra escrita.

Además, Mariátegui tenía una concepción del mun­do, una ideología; a saber, el marxismo-leninismo. Consideraba que el leninismo, en su época, es la nueva forma, la más alta que en esta época había ad­quirido el marxismo.

Mariátegui partía del materialismo dialéctico, los trabajos de él son pruebas fehacientes de eso. Ma­riátegui toma el marxismo-leninismo y lo funde en nuestra realidad. La interpretación que hizo de nuestra patria está en su famoso 7 ensayos de in­terpretación de la realidad peruana.

Los 7 ensayos

En este libro, Mariátegui hace un análisis de nuestra econo­mía, punto capital, pues es imposible comprender una sociedad si no se conoce su estructura económica, y las relaciones sociales que sur­gen de ella.

Sostiene que el Perú es un país semifeudal y semicolonial, y su categoría de semicolonial irá agraván­dose a medida que penetre más el imperialismo; y lo prueba y lo demuestra en su esquema del pro­ceso económico de nuestro país. Mariátegui hace un esbozo de las clases en el Perú y de su evolución histórica.

Asimismo, también nos hace aquel esbo­zo de la evolución de las ideas en el Perú, habla, por ejemplo, del problema literario, algo que debemos estudiar bastante para entender cómo ha evolucio­nado la literatura en el Perú.

El problema del indio

El Perú es una nación en formación es el proble­ma de cuatro millones de peruanos. Es el proble­ma de las tres cuartas partes de la población del Perú. El problema de la mayoría. Es el proble­ma de la nacionalidad. Una política realmente nacional no puede prescindir del indio, no puede ignorar al indio.

El indio es el cimiento de nuestra nacionalidad en formación. La opresión enemista al indio con la civilidad. Lo anula, prácticamente, como elemento de progreso. Los que empobrecen y deprimen al indio, empobrecen y deprimen a la nación. Sin el indio no hay peruanidad posible.

El problema del indio es el problema de la tierra, por tanto, el problema nacional se basa en el proble­ma de la tierra. Mariátegui comprende a nuestro país en sus entrañas, y señala que los campesinos están siendo aplastados por la feudalidad que los oprime.

Esa feudalidad tiene dos expresiones: el latifundio y la servidumbre. Nuestro país es semi­feudal, y esa es una montaña que está pesando y doblegando al campesino peruano. El problema del campesinado peruano es el de la tierra y cómo conquistarla, y para ello, dice Mariátegui, hay que organizar al campesino, y, además, crear la fuerza armada del campesinado.

La filosofía

Mariátegui sostiene que cada civilización tiene su propia intuición del mundo, una propia filosofía, una propia actitud mental que constituye su esen­cia, su ánima. Las ideas brotan de la realidad e influyen luego sobre esta, modificándola.

La filo­sofía tiene un carácter de clase, es instrumento de la lucha de clases para la conquista del poder o la defensa del conquistado. La filosofía es producto, en concreto, de la práctica social. Sostenía como ideología el marxismo-leninismo.

Su labor como organizador

Otro aspecto de Mariátegui es que fue un com­batiente proletario, gran figura, extraordinario pensador y también extraordinario organizador, y primer marxista militante en el Perú. Mariátegui trajo de Europa ideas nuevas y una ta­rea: trabajar por la formación del socialismo en el Perú, esta era su misión y la cumplió.

En primer lugar, hizo un trabajo de preparación de la labor sindical, se nos muestra como un creador del sin­dicato clasista, ya antes había páginas sindicales en el país, pero Mariátegui sienta las bases del sin­dicalismo proletario. Fue el creador e ideólogo de la Confederación General de los Trabajadores del Perú (CGTP).

Mariátegui también formó el Parti­do Comunista del Perú, que se llamó al comienzo Socialista, por cuestión de táctica pues estaba afi­liado a la III Internacional.

La revolución peruana

Para Mariátegui, la revolución peruana debe te­ner dos etapas: una democrática burguesa y otra proletaria. Pues «la emancipación de la econo­mía del país es posible únicamente por la acción de las masas proletarias, solidarias con la lucha antiimperialista mundial.

Solo la acción proleta­ria puede estimular primero y realizar después, las tareas de la revolución democrático-burgue­sa que el régimen burgués es incompetente para desarrollar y cumplir», «[…]cumplida su etapa democrático-burguesa, la revolución deviene en sus objetivos y su doctrina revolucionaria prole­taria». Mariátegui considera que el proletariado tiene un mito: la revolución socialista.

Obras En vida

  • La escena contemporánea
  • 7 ensayos de interpretación de la realidad peruana

Obras póstumas

  • I deología y política
  • En defensa del marxismo
  • Historia de la crisis mundial
  • El alma matinal y otras estaciones del hombre de hoy
  • El artista y la época
  • Peruanicemos al Perú
  • Temas de nuestra América
  • Temas de educación
  • Cartas de Italia
  • Figuras y aspectos de la vida mundial I, II, III

Actividades de la Ficha de Gonzáles Prada y José Carlos Mariátegui

En esta ficha educativa también hallaras actividades de Gonzáles Prada y José Carlos Mariátegui elaboradas especialmente para los estudiantes de quinto grado.

Ahora te presentaremos algunas de estas actividades:

1.- Fue presidente del partido Unión Nacional:

  1. Ricardo Palma
  2. José Carlos Mariátegui
  3. González Prada
  4. César Vallejo
  5. Salazar Bondy

2.- Escribió Horas de Lucha:

  1. Clemente Palma
  2. Guillermo Lumbreras
  3. Luis Piscoya
  4. González Prada
  5. Javier Heraud

3.- Pensador que fundó el Partido Comunista del Perú:

  1. Salvador Allende
  2. Sobrevilla
  3. González Prada
  4. Mariátegui
  5. Iberico

4.- Para Mariátegui, como marxista-lennista, ¿quiénes hacen la historia?

  1. Los intelectuales
  2. El rey
  3. Las masas
  4. Los estudiantes
  5. Dios

5.- ¿Quién sostuvo: «La mano brutal de Chile des­pedazó nuestra carne y machacó nuestros hue­sos; pero los verdaderos vencedores, las armas del enemigo fueron nuestro ignorante espiritu de servidumbre»?

  1. Haya de la Torre
  2. Salvador Allende
  3. González Prada
  4. Bartolomé Herrera
  5. Mariátegui

Esperamos que todos los estudiantes de quinto de secundaria puedan desarrollar todas las actividades de Gonzáles Prada y José Carlos Mariátegui propuestas en esta ficha educativa que te compartimos.

También nos gustaría que compartas nuestra página educativa: materialeseducativos.org con todos tus amigos y colegas, tenemos una gran variedad de materiales educativos de todos los cursos y de todos los grados.

Más Fichas de Filosofía para Quinto de Secundaria

En nuestro sitio web encontraras otras fichas educativas de filosofía para estudiantes de Quinto de Secundaria, si deseas saber cuales esos fichas, aquí te dejamos el siguiente enlace:

▷ ▷  28 Fichas de Filosofía para Quinto Grado  ◁ ◁

Si buscas materiales educativos de todos los cursos para estudiantes de primaria, te invitamos a revisar el siguiente enlace:

Fichas para Niños de Primaria

¿Que opinas sobre este material educativo de Filosofía para estudiantes de  Quinto grado?, puedes dejarnos tu comentario en la parte de abajo”

0/5 (0 Reviews)

Otros Materiales Educativos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba